Sección Sindical de CC.OO. everis centers Sevilla

lunes, 14 de septiembre de 2015

¿Horas extra? No, gracias


Se ha instalado en nuestro sector laboral una peligrosa práctica; recurrir a las horas extra de forma habitual, bien para satisfacer necesidades de los clientes, bien como complemento a sueldos cada vez más precarios.

Las horas extraordinarias son un perjuicio para los trabajadores, en varios aspectos. Las empresas en las que las horas extra son algo cotidiano, están ahorrando en nuevas contrataciones que cubran esa demanda de personal que evidencia la necesidad de trabajar más horas. De esta forma, ahorran en costes contratando a menos personas, lo que tiene dos consecuencias negativas para los trabajadores.

En primer lugar, se crean menos puestos de trabajo. Si sumamos las horas extra realizadas cada año (según la EPA, cada año se realizan más de 200 millones de horas extra que no se pagan, a lo que hay que sumar las que sí se pagan, que según UGT son el 44%, lo que sumarían más de 370 millones de horas extra al año), estaríamos hablando de más de 200.000 puestos de trabajo que no se están creando. En segundo lugar, se exige a los trabajadores renunciar a parte de su tiempo personal, lo que dificulta la conciliación de la vida familiar y laboral, genera más estrés y un aumento de los riegos psicosociales.

Además, el trabajador, acostumbrado a subsistir a base de horas extra que complementen un salario precario, termina por renunciar a luchar por un salario digno. Llegado el caso, algunos trabajadores llegan a solicitar la realización de horas extra, para poder mantener un nivel de vida digno y no pasar miserias.

Desde la candidatura de Proyecto Motocicleta estamos totalmente en contra de la realización de horas extra, y apelamos al cumplimiento del convenio en esta materia, que en su artículo 29, suprime las horas extra habituales y permite horas extra solo en los casos en los que no quepa la utilización de las distintas modalidades de contratación temporal. En un país con más de 4 millones de parados, la realización de horas extra es un insulto a la clase trabajadora.

No hay comentarios:

Publicar un comentario